Comments: (0)

#followweb | Admitiendo el fracaso

Category: #follow+#followweb+⚐ ES

De nuevo viernes, día de #followfriday por Twitter, y un buen momento para conocer gente o ideas nuevas antes de cerrar otra semana de trabajo. Seguimos con nuestra serie de recomendaciones #followweb, esta vez con una iniciativa tan sencilla en su planteamiento como necesaria y deseable en sus consecuencias: AdmittingFailure.com

Admitting failure

Tras un año de trabajo con Ingenieros Sin Fronteras Canada (EWB) el autor, frustrado por las dificultades y problemas encontrados durante su actividad en Ghana, decidió buscar la manera de afrontar la ineficiencia, y a veces la inefectividad, del trabajo de desarrollo. Se dio cuenta de que los “informes de fracaso” que EWB ya utilizaba eran en realidad historias dignas de ser contadas por cualquiera de sus participantes, y especialmente por sus promotores y coordinadores.

La página nos recibe con la siguiente afirmación, en la que se resume todo su planteamiento:

La comunidad de desarrollo está fracasando… en admitir sus fracasos. En lugar de reconocer esas experiencias como oportunidades de aprendizaje, las escondemos por miedo y vergüenza.

Ya no más. Esta página es un espacio abierto para profesionales del desarrollo que reconocen que el único error “malo” es aquel que se repite, para aquellos dispuestos a compartir sus tropiezos para asegurar que no volverán a suceder. Es a la vez una comunidad y un recurso creado para establecer nuevos niveles de transparencia, colaboración e innovación en el sector del desarrollo.

Un aspecto singular de la web es que no sólo permite filtrar las experiencias por sectores como sería de esperar, sino también según el rol del que participó en la iniciativa y que cuenta la historia (¿Es una ONG? ¿Una empresa social? ¿Un contribuidor? ) y según las reacciones de los lectores (¿Me parece una historia ampliamente aplicable? ¿Compleja? ¿Divertida? ).

Navegando por la web

El autor nos propone una definición de esta manera de entender el error:

  1. Operar en un entorno seguro donde probar ideas arriesgadas e innovadoras
  2. Reconocer los fracasos rápidamente
  3. Admitir los fracasos de manera abierta y honesta
  4. Aprender de esos fracasos
  5. Adaptar acciones basadas en ese aprendizaje para poder mejorar la implementación de otras ideas

Si todos los que estamos abordando temas complejos como la participación e implicación ciudadana, el desarrollo urbano inclusivo y abierto, la aplicación de nuevas tecnologías a lo social, etc. pudiéramos compartir no sólo lo que hacemos o cómo lo hacemos sino “cómo es mejor no hacerlo”, el conocimiento colectivo se desarrollaría a una velocidad y con una profundidad mucho mayores.

¿Podemos? Ahí queda como tema de reflexión.

Fuente: ecofactory.es