Comments: (4)

r[eu]cycling · El nuevo Mercado de San Miguel, o ¿Deben protegerse los Mercados?

CATEGORY: arquitectura + city + restauración-rehabilitación + reutilización + r[eu]cycling + urbanismo + ⚐ ES

Mercado_de_San_Miguel3

Situación del mercado en las inmediaciones de la Plaza Mayor de Madrid

A principios de Junio se puso de nuevo en funcionamiento el mercado de San Miguel de Madrid, un edificio que destaca no sólo por su arquitectura singular sino por la escala compacta, adecuada a las condiciones de su enclave en el casco histórico de Madrid…

Como nuevo vecino del barrio nunca llegué a verlo funcionar antes de su paralización, pero buscando fotos del aspecto anterior, se evidencia su funcionamiento como tal mercado, tanto por la forma típica de los puestos [de chapa metálica, con persianas independientes] como por el aprovechamiento del edificio [no sé exactamente la cifra, pero ahora hay un número muy inferior de puestos ya que se ha despejado un espacio central como zona “multiusos”]

Mercado_de_San_Miguel1

Vista interior del estado actual

Es significativo el que 2 de los únicos 3 puestos “de mercado” es decir, que venden productos frescos de primera necesidad, sean de los únicos dos tenderos que se negaron a renunciar a los derechos de arrendamiento sobre su puesto antes de comenzar las obras de reforma del mercado, siendo el resto de puestos dedicados a la hostelería y a venta de productos “gourmet”. Curiosamente fueron los dos puestos que no pudieron abrir el día de la inauguración junto con el resto por problemas administrativos.

Mercado_de_San_Miguel_anterior

Vistas interiores del aspecto anterior a la transformación.

Supongo que por estrategia de imagen, los puestos “de mercado” están situados en el ángulo más visible y representativo del mercado, el que se ve según se sale de la Plaza Mayor por la C/ Ciudad Rodrigo. De esta manera el aspecto a primera vista es el de un auténtico mercado de abastos.

Mercado_de_San_Miguel_ext

Detalles de la fachada antes y después de la rehabilitación.

Mi visión al respecto es positiva en términos arquitectónicos porque el edificio ha ganado en cuanto a que la rehabilitación ha mirado por evidenciar la estructura metálica y ha conseguido una mayor transparencia y ligereza del edificio al eliminar el peto perimetral de fábrica de ladrillo y continuar el paño de vidrio hasta el contacto con el suelo, también se han rediseñado los puestos y se ha suprimido la persiana para dar mayor continuidad al espacio, decisión que no se puede llevar a cabo a la ligera en una estructura de mercado a la usanza tradicional, ya que cada puesto tiene que guardar su género [ni que decir tiene que esta sensación también viene dada al eliminar tantos puestos, se consigue poner en relevancia la estructura de pilares metálicos.]
Lo reprobable de este caso, es que para rehabilitar un BIC,  [catalogación que posee este edificio] haya que sacrificarlo como mercado, porque es un hecho que ya no va a funcionar como tal.

Mercado_de_San_Miguel_actual

Vistas interiores del aspecto actual

Es evidente que el del Mercado de San Miguel es un caso mas de gentrificación en el centro urbano de Madrid, en tanto que los realmente perjudicados por esta operación de “replanteo” del uso del mercado son los residentes de toda la vida del barrio, que son los que sufren de verdad la presión que se ejerce sobre ellos al eliminar un servicio de primera necesidad. Por lo tanto, hablando en términos urbanísticos, es razonable considerar los mercados de barrio como servicios que alientan la vida urbana y no como una actividad comercial más.

Mercado_de_San_Miguel1910 y 1950

El ambiente de la plaza antes y después de su construcción en 1910 y 1950 respectivamente.

Dos ejemplos de mercados madrileños que pueden contribuir a ilustrar la escasez y pequeña escala de los existentes actualmente, son los desaparecidos Mercados de Olavide y San Ildefonso. Ambos se demolieron en los años 74 y 70 respectivamente bajo la misma operación urbana. “La demolición del Mercado de San Ildefonso, se inscribe en la operación de rescate de las plazas públicas ocupadas, -a partir del siglo XIX, por edificaciones de mercados. Y es en los años sesenta cuando aquella operación se promueve en el Ayuntamiento de Madrid.“

san-ildefonso

Mercado de San Ildefonso en el corazón del Barrio de Malasaña y La Plaza resultante de su demolición [1970]

El caso de Olavide representa uno de los escasos ejemplos de Mercado exento en Madrid. Construído en 1931-34, es obra de Javier Ferrero,  célebre arquitecto madrileño que realizó singulares proyectos durante la 2ª República, como el Viaducto de la calle Bailén y el Mercado Central de Pescados de la Puerta de Toledo.

mercado plaza-olavide

El Mercado de Olavide y su demolición [1974]

La última vez que fui a Barcelona quedé entusiasmado, y lo digo con envidia sana, porque da gusto ver un mercado funcionando a pleno rendimiento y conservando el pulso de la vida del barrio, estuve visitando los mercados de San Antoni, La Boquería, y Santa Caterina.

boqueria2

Mercado de la Boquería

mercat-sant-antoni2

Mercado de San Antoni

mercat sta caterina3

Mercado de Santa Caterina

San Antoni me dio la impresión de tener un carácter más de barrio pese a su gran escala, mientras que el de La Boquería es mas turístico pero sin perder su carácter. El de Santa Caterina es muy reciente y sustituye al anterior mercado. Su perímetro está lleno de restaurantes y no tiene la entidad de los otros dos, al estar cerrado cuando fui, no tengo una impresión sobre su ambiente, pero por las imágenes interiores no se percibe un gran aprovechamiento aunque si parece que predominen los puestos de productos frescos.

Hay que destacar que estos mercados tienen una escala que nada tiene que ver con el de San Miguel y en general con los de Madrid que son más pequeños y no suponen una infraestructura urbana tan potente como estos tres casos de Barcelona. Lo de “infraestructura urbana potente” creo que trabaja en favor de la calidad del servicio, tanto por la accesibilidad [mejor preparada para el abastecimiento] como por la cantidad de puestos, que vela por la sana competencia, el control de precios y la diversidad.
Fuera de España acabo de visitar recientemente otros ejemplos que abarcan diversos tipos:
El mercado central de Budapest [Központi Vásárcsarnok] de finales del XIX y restaurado en 1994 es un claro paradigma de una rehabilitación que vela por mantener fielmente su uso. Esta gran edificación industrial permite tener auténticas avenidas cubiertas como calles. Rompiendo el tópico del mercado bullicioso, de calles repletas de gente, por las que es difícil transitar.

budapest4

budapest2

Mercado Central de Budapest

En Sarajevo, el mercado central [Markale] es simplemente una cubierta que permite desarrollar toda la actividad al aire libre. Fue objeto de los morteros serbios en 1994 durante el asedio a la ciudad, provocando una masacre civil. Pero hoy en día, la abundante vida que contiene no refleja en absoluto la huella aquel terrible suceso.

Sarajevo3

Sarajevo2

Mercado Central de Sarajevo

Al igual que el de Sarajevo, el mercado preexistente antes de la construcción del de San Miguel en 1915 era tan sólo una cubierta. Esto demuestra que el tipo edificatorio de mercado no está cerrado, y que con una mínima intervención se puede desarrollar una actividad tan intensa como la de un mercado.
¿Deben protegerse los mercados? ¿Son una actividad comercial más o urbanísticamente tienen carácter dotacional?

Este articulo ha sido escrito por Javier De Paz para el blog “La Ciudad Viva“, una iniciativa de la Consejería de Vivienda y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía.
Para este mismo blog hemos escritos otros interesantes artículos:

NO HACER NADA, CON URGENCIA,
Los rincones olvidados
Tu ciudad, detrás de una tapia,
Ciudades de código abierto. Estrategias urbanas participativas de dinamización social,
[Ciudades de código abierto] La arquitectura del espectáculo ha muerto, ¡viva la arquitectura sensata! y
¿Espacio libre=Espacio público? Espacio basura y potencial de transformación en el corazón de las ciudades.

Comments (4)

Hombre en Madrid hay muchos más mercados está el del barrio de Salamanca, el de Chamartín, el de la Plaza de los mostenses, el Maravillas, por nombrar algunos.
Ha desaparecido uno que además de muy caro y poco usado estaba en un estado de conservación lamentable. Hablé con el arquitecto y propietario del mercado y me contó la gran rehabilitación que tuvieron que hacer a nivel de cimientos, que estaban en muy mal estado por una rehabilitación anterior, bastante reciente, mal ejecutada. Cosas que no se ven pero que han pasado.
Un poco de historia del mercado
http://www.somoscentro.com/2009/09/historia-madri
Un poco de historia de los dos puestos que no quisieron abandonar
http://www.madridmemata.es/2009/05/la-otra-cara-d

Lo realmente atroz de todo esto es que el Mercado de Barceló se encuentra desparecido y nadie sabe como reaparecerá después de las obras, el mercado de chueca (no recuerdo el nombre) se está convirtiendo en un corte inglés con cuatro puestos de fresco, si es que vuelven y el mercado de La Latina lleva el mismo camino.
Y otra cosa que hay que preguntarse es ¿Porque todos estos mercados, Latina, Chueca y Barceló (salvo este último) estaban siempre tan tristes y vacíos y con tantos puestos inutilizados?

Hombre en Madrid hay muchos más mercados está el del barrio de Salamanca, el de Chamartín, el de la Plaza de los mostenses, el Maravillas, por nombrar algunos.
Ha desaparecido uno que además de muy caro y poco usado estaba en un estado de conservación lamentable. Hablé con el arquitecto y propietario del mercado y me contó la gran rehabilitación que tuvieron que hacer a nivel de cimientos, que estaban en muy mal estado por una rehabilitación anterior, bastante reciente, mal ejecutada. Cosas que no se ven pero que han pasado.
Un poco de historia del mercado
http://www.somoscentro.com/2009/09/historia-madri
Un poco de historia de los dos puestos que no quisieron abandonar
http://www.madridmemata.es/2009/05/la-otra-cara-d

Lo realmente atroz de todo esto es que el Mercado de Barceló se encuentra desparecido y nadie sabe como reaparecerá después de las obras, el mercado de chueca (no recuerdo el nombre) se está convirtiendo en un corte inglés con cuatro puestos de fresco, si es que vuelven y el mercado de La Latina lleva el mismo camino.
Y otra cosa que hay que preguntarse es ¿Porque todos estos mercados, Latina, Chueca y Barceló (salvo este último) estaban siempre tan tristes y vacíos y con tantos puestos inutilizados?

Hola a todos y gracias por vuestros comentarios…
En cualquier caso es muy interesante investigar/conocer la red de mercados de una ciudad y su evolución, como es el caso de Madrid o Barcelona porque es como una radiografía del planteamiento/planeamiento de la ciudad y ayuda a comprender aspectos relevantes para un arquitecto, urbanista o sociólogo…

Pongo el link de este mismo post en el blog de La Ciudad Viva, porque creo que hay comentarios interesantes que complementan a los vuestros…

http://www.laciudadviva.org/blogs/?p=2243

Un saludo

Hola a todos y gracias por vuestros comentarios…
En cualquier caso es muy interesante investigar/conocer la red de mercados de una ciudad y su evolución, como es el caso de Madrid o Barcelona porque es como una radiografía del planteamiento/planeamiento de la ciudad y ayuda a comprender aspectos relevantes para un arquitecto, urbanista o sociólogo…

Pongo el link de este mismo post en el blog de La Ciudad Viva, porque creo que hay comentarios interesantes que complementan a los vuestros…

http://www.laciudadviva.org/blogs/?p=2243

Un saludo

Post a comment